AMDA, ESPERA MEJORES RESULTADOS PARA ESTE MES DE JULIO YA QUE EN JUNIO CRECIERON LAS VENTAS

COVID-2019, afectando las ventas en el país, con disminuciones desde el mes de abril

*A pesar de lo que estamos viviendo día a día y con lo que nos esta afectando el COVID-19, aún hay una esperanza que con este cambio de semáforo el piso de ventas automotrices mejore este mes de julio, afirma Guillermo Rosales, vocero de la AMDA, quien informa las ventas anualizados son del orden de 1 millón 113 mil unidades, de julio del 2019 a junio del 2020, y pronostica caída del 30 al 47% en el 2020

Candy RAMIREZ TREJO, Reportera

El conferencia de prensa, Guillermo Rosales Zárate, director general adjunto de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores, AMDA, acompañado por los directivos de la AMIA y de la INA, hizo comentarios  referente a la venta de vehículos ligeros en territorio nacional, y así los efectos que el COVID-19 ha traído sobre el sector y en general sobre la economía del país, el cual tuvo como incidencia el cierre tanto de las plantas armadoras como las concesionarias de la diversas marcas, hecho que durante los meses de abril y mayo, provocaron una caída sin precedentes en el mercado nacional y que ahora en junio lentamente se va iniciando la recuperación.

Ante la entrada en vigor del Acuerdo Comercial entre México, Estados Unidos y Canadá, el T-MEC, a  partir del 1o. de julio, se tienen un gran nicho de oportunidad de iniciar la reactivación de nuestro sector automotor, como coincidieron en señalar los representantes de los organismos cúpula de nuestro ramo, Fausto Cuevas, por la AMIA; Guillermo Rosales, por la AMDA, y Óscar Albín Santos y Alberto Bustamante González, por la Industria Nacional de Autopartes.

Al inicio de la conferencia, comentaron que pero para ello se necesita seguir trabajando de manera  absoluta y conjunta entre el sector automotriz, y los diferentes órdenes de gobierno, para que se haga un esfuerzo importante, de promoción de la inversión con la garantía del Estado, así como el derecho a la seguridad, y la expansión de la infraestructura necesaria para que participen de manera relevante en el mercado de Norteamérica. Así mismo, la renovación vehicular del transporte público de personas y de mercancías, en la renovación de la flota vehicular de las micros, y de las flotillas de las pequeñas empresas , y así  lograr los grandes retos que se han enfrentado en los últimos meses, y  las nuevas modificación en las normas oficiales mexicanas, ya que en muchas ocasiones el objetivo es actualizar el marco regulatorio de la Industria automotriz.

Ante este panorama, el vocero de la AMDA dio a conocer el entorno que enfrenta el mercado, el cual durante el mes de junio tuvo una disminución del 42%, con una caída en todos los segmentos (como puede obserarse en la gráfica superior),  y un cierre del primer semestre reportando un retroceso del 31.9% que representa una diferencia de 204,075 unidades comercializadas menos, en comparación con el primer semestre del año pasado, y con un impacto negativo en todos los segmentos de vehículos, causado principalmente por la crisis económica que se enfrenta, con un mayor impacto del número de vehículos que se han dejado de comercializar en el semestre, y que corresponde a los automóviles subcompactos y compactos, que son los de menor precio, y que cayeron respectivamente, -37.1% y -28.$%.

El mayor impacto se dio, definitivamente, entre los consumidores de menores ingresos, y es en este mismo sector de consumidores, donde se empieza a reflejar también un mayor problema en cuanto a la mora en el pago de crédito vigente, y a la vez en la autorización de solicitudes de financiamiento.

Por lo que AMDA resaltó lo resultados en el mes de junio –y haciendo la comparación con el mes de mayo–, donde se registraron ventas por 62,837 unidades, que representaron 20,809 vehículos mas que en el mes de mayo, y que, si nos regresamos al mes de abril, por la suspensión de actividades y no solo de la venta de piso de las distribuidoras de autos cero kilómetros, sino también de la economía nacional, se puede decir que la  mejor parte de la disminución de vehículos vendidos en Mexico, ocurrió  ya en el bimestre abril y mayo, y que se espera en el mes de julio mejore aunque sea una lenta recuperación.

“En cuanto se pueden observar, la comparación con la crisis del 2008-2009, en términos del número de vehículos vendidos, se coloca con una década perdida y en términos de la comparación de la caída  porcentual, es también de un impacto muy significativo. Se estima que al cierre del 2020 con la crisis del COVID-19, supere los  términos porcentuales que se registraron por la crisis del 2008-2009. Así mismo, se anticipa que. conforme a las expectativas que se derivan en el modelo econométrico de la asociación, que tienen una expectativa de cierre para el 2020, de un rango entre el 30 al 47% de disminución,  entendiendo que al cierre del primer semestre la caída va en 41%, y el cierre del mes de junio, con las 41 mil que tuvieron una cercanía y la expectativa de los dos escenarios.

Otro de los puntos importantes que comentó Rosales, fue el comportamiento de la demanda de vehículos ligeros en el país, donde se puede ver la estimación 2020 un una caída cercana al 30%, y esperar alejarse  del segundo escenario más rigorista, que vislumbra una caída del 47%, en término anualizado, ya que se estará cerrando el año con 1′,113,000 unidades, pronóstico basado en los últimos 12 meses transcurridos, de julio de 2019 a junio del  2020.

“La actividad en el piso de venta de las distribuidoras, con el semáforo sanitario en naranja, que también incluyó la Secretaria de Salud con cierres desde el 14 de mayo, y que a partir del 1o.de junio, se ha visto la apertura de las agencias de manera gradual, y como se han ido autorizando el funcionamiento de las empresas distribuidoras, y  en  las diferentes entidades del país, resaltando  que desde el 1 de junio se logró por parte del gobierno del estado de Jalisco, la apertura, seguido de Zacatecas, Aguascalientes, San Luis Potosí y Michoacán — que por cierto autorizaron el funcionamiento con restricciones de horarios y descripciones en cuanto al aforo y  la capacidad de personas que pueden estar en la instalaciones–, y así mismo a partir del 11 de junio, el estado de Nuevo León autorizó el funcionamiento de los pisos de ventas, y finalmente apenas el lunes 29 de julio, la semana pasada la Ciudad de México lo hizo, y como agregado el Estado de México, a partir del día de 6 de julio, y cabe mencionar que abiertos los principales mercados del país, con ello se verá seguramente un incremento en las ventas, por lo cual esperamos una venta de 67,506 vehículos ligeros nuevos para este mes, y contar ya con un mejor escenario y que se pueda mover esa expectativa para los próximos meses del año”, comentó al concluir su exposición Guillermo Rosales, vocero de la AMDA.

Léa también

KIA Motors México, apoyando al Sector de Salud, en Nuevo León

La donación beneficia a personal médico del Hospital Metropolitano Dr. Bernardo Sepúlveda. *Es importante resaltar …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *